¡Vive el Museo con tus propias manos!

En este espacio, localizado en el sótano del Museo, puedes tocar con sus manos diversas pieles, huesos, astas y cuernos de algunas de las especies que se exhiben en los dioramas.

Este es un sitio ideal para que los niños aprendan sobre la anatomía de los animales teniendo la oportunidad de manipular y tocar sus pieles, cráneos y ornamentas.¡Experimenta de primera mano las texturas de los diferentes animales! Vive esta enriquecedora experiencia con tu grupo escolar; contáctanos y separa tu horario.

El Safari Sensorial constituye toda una experiencia, ya que los visitantes son libres de desplazarse por el área comparando a algunos mamíferos como osos, mapaches, ciervos y algunos repites como serpientes y cocodrilos.